Publicidad

Análisis semanal S&P500 "En onda quinta" + visión operativa

Buenos días, hoy es Lunes y como de costumbre vamos a abordar el análisis del S&P500.
La semana pasada esperábamos subidas y subidas se dieron. El precio ha pasado de 1.818 a 1.841 enteros. Una cantidad de 22 puntos de subida que habrán dado un buen beneficio a quien lo operara o a quien mantuviera posiciones tal como recomendábamos aquí pero de esos 22 puntos no he cazado ninguno. A pesar de haber realizado un análisis acertado en cuanto a esperar subidas, esperaba un throwback que no se ha dado y por ello es que no tomé posiciones largas. Sigo esperando ese retroceso para incorporarme a la tendencia aunque el ciclo está maduro y quizás sea mejor esperar. En el análisis propuesto a continuación valoraremos las distintas opciones que proliferan de nuestra visión del índice.
 
Análisis S&P500
 
Gráfico Diario del índice S&P500
Seguimos viendo lo mismo que la semana pasada. Una relación entre onda I y onda III del 161.8%  lo cual nos avisa de un aumento en la probabilidad de que nos encontremos con una onda quinta extendida. Ahora mismo el precio sigue cumpliendo las expectativas ya que si bien aún no cumple la relación que debiera para confirmarse como quinta extendida si que sube a buen ritmo. Actualmente el precio (aunque no sale indicado en el gráfico lo indico como información) se encuentra frenado en el 76.4% del tamaño de la onda I. Es correcto decir que aunque realmente no es un número de Fibonacci sólido no deja de ser una proporción que tiene su relevancia y que podría frenar al precio los próximos días provocando un pequeño retroceso antes de seguir buscando objetivos por arriba o por otra parte, lo cual sería otra opción, superar ese nivel y volver a él realizando un throwback antes de seguir al alza. Esto último no es muy relevante de cara a la operativa a no ser que realizemos un tipo de trading intradía, dado que aquí siempre intentamos dar una visión del tipo swing trading no afecta demasiado a las posiciones abiertas o que pretendamos abrir. No creemos como probable que el precio se de la vuelta de inmediato y comience la corrección en el nivel actual (76.4% de la onda I = 1.844). Teóricamente cuando esperamos una onda quinta extendida la onda tres (en nuestro caso la onda III) no puede ser superior al 161.8% del tamaño de la onda tres ni menor al 100% de la onda uno (onda I), una vez cumplimos esa regla, pasamos a proyectar la onda quinta (en nuestro caso la onda V). En cuestiones de relaciones internas, las cuales son las que tendrán toda nuestra atención en nuestro análisis dictan que por una parte la onda quinta debería ser el 161.8% del tamaño que mide el la proyección del precio desde el principio de la onda uno hasta el final de la onda tres, el 100% de la suma desde el principio de la onda uno hasta el final de la onda tres o el 161.8% del tamaño de la onda tres. Esto último está ordenado por orden de probabilidad.
 
Llegados a este punto nos damos cuenta de que teóricamente estamos en un momento muy alcista. La semana pasada marcábamos como niveles objetivo y por tanto de posible recogida de beneficios para los que estuvieran expuestos al mercado los niveles de 1.835, 1.850 y 1.870. Ahora mismo y considerando el análisis anterior marco dos objetivos y una zona. El primer objetivo es el de 1.870 que viene de la proyectar la igualdad de la onda I y a la posible onda V y considerar que serán iguales. Eso es siguiendo una lógica posible sin ser muy optimistas, ahora bien, siendo teóricos y hablando de probabilidades tendríamos un objetivo mínimo (si es que llegamos a tener una quinta extendida) en los 1.953 puntos básicos. Por último marcaré una zona que si bien es cierto que utilizando la lógica de los números de Fibonacci aplicada al mercado según la cual los números de Fibonacci actúan como niveles relevantes ya sea para frenar el precio (como resistencias) o de apoyarlo (actuando como soportes) no está recogida en ningún libro teórico y por tanto no podemos tratar la zona como una zona de término de ciclo de una manera sólida. La zona es la comprendida entre 1.860 y 1.882 y es la zona que comprende el 50% y el 61.8% de la proyección cuyo tamaño comprende desde el nivel en que comienza  la onda I y el nivel que marca el final de la onda III

 

¿Y como opero yo todo este conjunto ingente de información proyecciones y números?
 
En mi opinión hay tres opciones. La primera de ellas entrar ya con un stop amplio de unos 20-30 puntos, la segunda es esperar un pequeño retroceso coincidente con el cierre del hueco del día 24 de diciembre y la tercera es esperar al final de la onda cuarta que aun está por formarse, la cual ni siquiera ha comenzado y cuyo comienzo se dará una vez termine esta subida de la que hablamos. La finalización de esa onda cuarta se dará como poco de aquí a unas semanas por lo que sería la opción más conservadora. Recopilando:
 
Plan 1: Entrar ahora en 1.841 con stop en 1.812 buscando un swing alcista hacia la zona de los 1870 o incluso esperar que se dé una extensión mayor y buscar zonas superiores.
 
Plan 2: Esperar al precio en el cierre del hueco del día 24 de diciembre, es decir, buscar una entrada entorno a los 1.830-1.832 con un stop en los 1.820 y esperar de ese modo que tras esa breve corrección el precio siga al alza.
 
Plan 3: Esperar a que finalice toda la estructura alcista, ver una corrección la cual esperamos como relativamente fuerte (respecto a las últimas) y entrar largo en una zona que se torna por ahora entre 1.775-1.810.
 
Mi opción será por el momento aplicar el plan 2. Espero un cierre del hueco mediante un aterrizaje suave, es decir, si el precio cae con fuerza en la zona no nos pondremos largos porque sí. A partir de ahí ponerme largo buscando un swing más de unos 20-30 puntos. El stop si finalmente se realiza la entrada será situado en 1825-1820 según donde sea la entrada, pero intentaremos que no sea muy ajustado.
 
 
 
Publicidad

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *